En primer lugar, cualquier ritual de limpieza debe comenzar con una intención clara y simple. Centrándonos en la limpieza de la energía negativa y empujándola hacia fuera de nuestro espacio y nuestra mente.

Hay varias maneras de limpiar nuestros cuerpos físico, emocional y espiritual, lugares, ambientes y objetos.

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
He leído y acepto la política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted